CÓMO MANTENERTE ENFOCADO CUANDO ESTAS TRABAJANDO DESDE CASA

Si trabajar desde casa fue algo que sucedió de un momento para otro, probablemente no pudiste prepararte para hacerlo bien. Y al menos de que vivas en una cueva con WiFi, tu casa no es una zona libre de distracciones. ¿El perro de tu vecino comienza a ladrar durante una hora justo cuando tienes que entregar el informe? ¿Te preguntas cómo concentrarte cuando te distraes con tu teléfono / arreglar la casa / los niños?

Siendo honestos: Probablemente necesites algunos cambios para aprovechar al máximo tu nueva normalidad.

Dedica tiempo a probar las cosas de esta lista y vas a ver como te ahorras toneladas de horas en el futuro. Pequeños cambios en tu espacio, proceso y capacidad de concentración pueden hacer una gran diferencia en tu productividad.


1. OPTIMIZA TU ESPACIO DE TRABAJO
trabajo desde casa
Asegúrate de que tu espacio de trabajo elegido esté en un lugar diferente de donde duermes o comes. Para reducir la posibilidad de problemas ergonómicos o técnicos, invierte algo de tiempo para optimizar la configuración de tu oficina.

Desháste de las distracciones: Primero, pon su teléfono en otro cuarto. Según un estudio de Udemy en el lugar de trabajo, el 62% de los encuestados admitió que pasaban una hora del día de trabajo distraídos con su teléfono. Sin un jefe mirandote por encima del hombro, esa distracción es aún más atractiva. Trabajar frente a una pared también puede ayudarte a mantenerte concentrado, a diferencia de la tentación de una ventana o un pasillo.

Verifica la ergonomía del escritorio: La guía de instrucciones de la Clínica Mayo sobre ergonomía de la oficina tiene un excelente diagrama para ayudarte a alinear tu espacio de trabajo para evitar problemas físicos en el futuro. Sugiere elevar tu computador a la altura de los ojos y poner un reposapiés, consejos que pueden ayudarte a evitar sentirte adolorido al final del día. 

Bloquea el ruido: para evitar que tu reunión se afecte por el sonido del camión de la basura, invierte en audifonos con un buen micrófono y ojalá que cancelen sonido. Para períodos productivos, encuentra un ruido suave que te ayude a concentrarte. 

2. ENFOCATE EN UNA TAREA A LA VEZ

trabajo en casa

¿Crees que puedes lavar la ropa mientras escribes un informe largo? Piensa otra vez.

Un estudio de Stanford mostró que no solo las personas son mejores para hacer una cosa a la vez, sino que los que se consideraban multitask tenían más dificultades para mantenerse organizados y eran más lentos para cambiar de tareas. Otro estudio de 36 médicos de emergencias observó que las interrupciones, la multitarea y la falta de sueño se asociaron con más errores en el día de trabajo.

En su lugar, escribe una lista de tareas y estructura tu lista para que puedas abordar sus elementos de mayor prioridad, uno a la vez. Un estudio reciente demostró que hacer una lista simple de tareas sin terminar despeja nuestras cabezas y elimina la ansiedad que puede rodear las metas sin terminar.

3. HAZ UNA PAUSA ACTIVA

Pausa activa
Alejarse del trabajo despeja tu mente para ayudarte a tener nuevas perspectivas. Haz que los descansos sean una prioridad. Así trabajamos en EFFEKT, le damos a nuestra gente una pausa activa de 3:30- 4:00 para que puedan salir a caminar, hacer ejercicio, tomar onces y volver al trabajo sintiéndose renovada.

Después de regresar de un break, es posible que hayas encontrado la solución al problema en el que habías estado trabajando durante horas. Los investigadores de la Universidad de Estocolmo estudiaron a las personas a las que se les dio 2.5 horas libres durante la semana laboral y descubrieron que aquellos que pasaban el tiempo haciendo ejercicio eran más productivos en sus trabajos, e incluso se enfermaban con menos frecuencia. 

4. DALE PODER A TU MENTE CON TU CAFÉ MAÑANERO

Lo más fácil que puedes hacer para arrancar el día y prender motores es agregar una taza de café EFFEKT a tu rutina. 

Ya sea que la prepares cuando salgas de la cama o durante tu primer descanso del día, este café pone en marcha tu cerebro. Prepáralo: 1 taza de café EFFEKT (único en el mercado sin mycotoxinas) + 1 cucharada de aceite de coco + 1 cucharada de colágeno + 1 cda de mantequilla. Suena raro, y probablemente estas pensando: mantequilla??? Pero esta mezcla esta comprobada, se convierte rápidamente en cetonas para alimentar su cerebro con combustible de alto rendimiento y vuelve a tu cuerpo en una máquina de quema de grasa. 

Bonus! Las grasas de la mantequilla y el aceite de coco te mantienen lleno y reducen los antojos para que puedas seguir trabajando hasta el almuerzo.

¿Qué significa todo eso para ti? Convertir tu lista de tareas pendientes en tareas hechas.

Si estás trabajando desde tu casa por un futuro cercano, al menos puedes aprovecharlo al máximo. Con los ajustes correctos, tu espacio de trabajo te va a ayudar a trabajar de manera más inteligente y más productiva que en la oficina, tal vez incluso lo suficiente como para incluir una pausa activa en la rutina.

Comentarios

comentarios

Escribir comentario

Comentarios son moderados